En México, a la torta que lleva prácticamente todos los ingredientes del restaurante o puesto suele llamarse una torta cubana. Hoy les contaré el motivo.

Todo nos lleva a la Casa del Pavo, un restaurante ubicado en la calle Motolonia del Centro Histórico de la Ciudad de México. Fue fundada en 1901 y aunque su especialidad obviamente es el pavo, el resto de las tortas es muy popular.

Casa del Pavo

Cuenta la historia que en la década de los 1950’s el lugar tenía un cliente frecuente de nacionalidad cubana, alto, elocuente e idealista. Éste era dicho personaje:

Fidel Castro

¿Ya lo identificaron? Era el mismísimo Fidel Castro que llegó a México en 1955 para vivir unos meses en la Colonia Tabacalera.

En una de sus visitas a la Casa del Pavo se acercó al tortero y le dijo que estaba haciendo mal las cosas, a lo cual le respondieron retándolo a hacer una mejor torta. Aceptó el reto e hizo una con jamón, pechuga de pavo, queso fundido y aguacate. El resultado fue una torta tan buena que se quedó en la carta para la posteridad, el nombre se tomó de la nacionalidad del comandante para darle crédito.

Otros establecimientos han copiado la receta y la han complementado con ingredientes como salchicha, milanesa y hasta huevo, casi siempre reemplazando el pavo con alguno de ellos. Vean nada más esta delicia:Torta Cubana

Fidel Castro es una persona polémica, liberador para algunos, tirano para otros, sin embargo, después de haber realizado esta investigación yo pensaré de él como un visionario de la cocina.


Suscríbete

Y te informaremos por correo cuando publiquemos una nueva historia.


Habla ahora o calla para siempre